LAS ENERGÍAS RENOVABLES: ¿ES POSIBLE HABLAR DE UN DERECHO ENERGETICO AMBIENTAL? [1]

La energía, el medio ambiente y el desarrollo económico son elementos estructurales para la construcción de un Derecho energético ambiental, pero para efectos de consolidar la conexión necesaria para estos elementos, se deben incorporar, dentro de la canasta energética, energías limpias que compitan frente a los combustibles fósiles, a partir de la facultad regulativa estatal como prerrogativa pública. La doctrina en general entiende por fuentes de energía renovables aquellas que por su cantidad en relación a los consumos que los seres humanos pueden hacer de ellas son inagotables y su propio consumo no afecta el medio ambiente.

De acuerdo con Hernández Mendible, el principal beneficio que producen las energías renovables frente a las energías tradicionales, es que disminuyen la dependencia de estas, las van sustituyendo de forma progresiva y contribuyen a mantener la calidad de vida de las personas actuales, garantizando un ambiente ecológicamente más equilibrado, lo que permite preservar el ambiente sano de las generaciones futuras y contribuir a la disminución del calentamiento global. El sistema jurídico energético colombiano no incluye en la canasta energética a las energías renovables como componente central, por cuanto la normatividad nacional solo se limita a fomentar las energías renovables sin implementar reformas estructurales al sistema en aras de hacer de las energías renovables el elemento central de la economía colombiana.

Los comunicados europeos (Libro blanco, 2002 y verde, 2001) han planteado la competitividad en el sector energético como una medida fundamental para afrontar la crisis del sector energético, y así, a través de la inversión del sector privado, incentivar la promoción y utilización en el mercado energético de las energías renovables. Es claro, y como se ha sostenido en otros trabajos (Pereira, 2015), que las actividades de fomento no son suficientes para entregar mayor competitividad a las energías renovables en la canasta energética.

Lo anteriormente señalado, nos lleva a decir que el derecho energético colombiano actual carece de bases estructurales para la proteción del medio ambiente. Las energías renovables son en la actualidad el elemento estructural del derecho energético ambiental, ya que son ellas quienes articulan al medio ambiente, la energía y al desarrollo económico.Es necesaria una tecnología que permita abaratar la producción para que sea económicamente rentable y accesible. En teoría, la energía renovable puede proporcionar un abastecimiento seguro, no contaminante y asequible recurriendo a fuentes autóctonas sin riesgo de ruptura o agotamiento de las reservas.




1.Esta investigación fue publicada en la Revista Jurídicas CUC (2015) Vol. 11(1), pp.233-254. Recuperado en: file:///C:/Users/hp/Downloads/Dialnet-LasEnergiasRenovables-5162525.pdf
2. Director de Asuntos Legales y Socio de la firma de abogados Caribe Legal ubicada en la ciudad de Cartagena de Indias, Profesor de la Universidad de Cartagena.